Servicio de Policia del Aeropuerto de Ezeiza, en Buenos Aires, Argentina y Marcelo Barone, de Iberia

Dejar constancia de la profesionalidad de esa dependencia policial y de su gente. Actúan con rigor tanto en el proceso como en el cuidado de las garantías personales, cuidadosa redacción dentro del ámbito de la mas estricta legalidad. Me sucedió a mi y lo pude comprobar la noche del sábado doce de abril de este año. No menos digna de mención la cálida y solidaria actitud del empleado de Iberia Marcelo Barone , de quién echo en falta su correo electrónico, que lamentablemente he perdido.-

Un hombre honrado

Buenos Aires, día de huelga general por la mañana. Tomo un café en La Recova, enfrente un solo restaurante abierto, pago el café y cruzo a encontrar a una persona, me llaman desde atrás, me doy la vuelta, es un señor de uniforme de guarda de seguridad, seguramente contratado por el restaurante o por el aparcamiento, y me alcanza trescientos euros en billetes que se me habían caído del bolsillo del pantalón, tome, esto se la ha caído a usted me dice. Desconcertado por el gesto mas que por la pérdida, se lo agradezco. Al salir del restaurante mis acompañantes y yo reiteramos el reconocimiento del gesto. Su sueldo debe ser un poco mas que el dinero devuelto, no mucho mas. La Argentina también tiene esa gente.-